El Cuento de la Semana:

caracol 11

El Caracolillo Gustavillo

Gustavillo era un caracolillo que vivía feliz en el fondo del mar; se mecía al ritmo de las corrientes marinas, reposaba en la arena, buscando algún rayo de sol y de vez en cuando daba sus paseos.

Un día un cangrejo lo vio y le dijo:

¿Puedo vivir contigo?

Gustavillo lo pensó dos veces y al final decidió no ser, como un antepasado suyo un cangrejo ermitaño.

Empezaron a vivir juntos el cangrejo dentro del caracol y al poco comenzaron los problemas: el cangrejo se metía las pinzas en la nariz, hacía ruidos cuando comía, no ayudaba en la limpieza, y además, lo peor de todo eran unos horrorosos “pedos” que tenían a Gustavillo el caracolillo mareado.

Leer más


Cuentos de la A a la Z

  1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. O
  16. P
  17. Q
  18. R
  19. S
  20. T
  21. U
  22. V
  23. W
  24. X
  25. Y
  26. Z

Destacados

Ley ‘Amor de Papá’ 5 Tip claves

*para entender lo viene. La nueva figura del padre como ‘corresponsable’ de los cuidados de los hijos, es el gran cambio cultural resaltado en esta ley, poniendo por primera vez a padre y madre en igualdad de condiciones frente a las ...

Leer más


Cuentos Infantiles

Katy, y la Gatita de la Luna

Katy, es una niña normal, bueno casi, además de ser muy linda le encantan los perros, los perros y los lobos que son primos de  los perros, pero con peor reputación. Katy siempre quiso un perro, y se encargo de que su Mama lo supiera, toooodooos los días, la mama siempre decía que el departamento donde vivían era muy pequeño. Un pequeño departamento en una hermosa calle, de una ciudad ruidosa, donde lo mejor era la vista de la montaña. Así es, no había espacio para un perro, en el departamento vivían Katy, su Mama, su Papa, y sus hermanos, la mayoría del tiempo el ruido no solo venia de la calle, dentro del departamento había y mucho. Sus hermanos gritaban y se peleaban, los papas también. Cuando eso pasaba Katy se refugiaba en el balcón, así que pasaba mucho tiempo en el balcón. Una noche ya tarde, a eso de la ...

Leer más